Olimpiadas matemáticas

Alberto Angurel se ha ofrecido a escribirnos sus experiencias en varias olimpiadas matemáticas.

Desde aquí, nuestro agradecimiento, enhorabuena y mucha suerte a él y a todos los que os presentéis a pruebas de este tipo.

 

El pasado mes de enero decidí apuntarme a la Olimpiada Matemática de Aragón. Esta no era la primera vez que participaba, sino que el año anterior ya lo había hecho consiguiendo un sexto puesto. Salí bastante satisfecho de la prueba con lo que había resuelto. Hubo que esperar dos semanas hasta que se publicaron los primeros resultados. Entonces, nos convocaron a los ocho primeros clasificados (sin revelar el orden de la clasificación) a una ceremonia de entrega de premios que tendría lugar unos días más tarde.

Blog-Angurel1

 

La ceremonia de entrega de premios se celebró en el Patio de la Infanta. Allí se reveló la clasificación de cada participante y los tres concursantes que representarían a Aragón en la LII Olimpiada Matemática Española.

Afortunadamente, yo me clasifiqué en primera posición y pude participar en la fase nacional de la olimpiada que tendría lugar en Barcelona, junto a Alejandro Plaza y a Andrés Miguel.

Tras recibir algunas sesiones de preparación dadas por ex-olímpicos, fuimos a Barcelona a comienzos de abril. La prueba tuvo lugar durante dos días. Cada día teníamos que intentar resolver tres problema, para lo que disponíamos de tres horas y media. El primer día salí muy contento del examen y me empecé a plantear la posibilidad de conseguir una medalla de oro. El segundo día tampoco me fue mal y ya toda la suerte estaba echada. Aparte de hacer el examen, en Barcelona pudimos visitar el Museo de Matemáticas de Cataluña y visitar la ciudad en un bus turístico.

Finalmente, llegó la ansiada entrega de premios. Allí se reveló la clasificación definitiva. Yo conseguí una medalla de oro y la posibilidad de representar a España en la LVII Olimpiada Matemática Internacional que se celebraría en Hong Kong.

 

Blog-Angurel2

 

Ya en julio, tuvo lugar la Olimpiada Matemática Internacional. Junto al resto del equipo español, volamos hacia Hong Kong y nos alojamos en una residencia universitaria. Al día siguiente, tuvo lugar la ceremonia de apertura con el tradicional desfile de los distintos equipos. Tras esta ceremonia, llegó el turno de los exámenes que, como en las Olimpiadas anteriores, consistían en la resolución de seis problemas, los cuales estaban divididos en dos días. En este nivel, la dificultad de los problemas era muy elevada y apenas pude resolver uno y medio.

Los dos días siguientes los pasamos disfrutando en Disneyland y haciendo turismo en Hong Kong, mientras esperábamos a que se hiciesen públicos los resultados. El día 15 de julio tuvo lugar la ceremonia de clausura. Allí se entregaron las medallas y los españoles conseguimos dos medallas de bronce.

Al año que viene voy a estudiar un doble grado de física y matemáticas en la Universidad Complutense de Madrid.

 

Alberto Angurel

 

 

 

Deja un comentario